Transacciones por internet: ¿Cuáles son las dos estafas más comunes?

Los colegios privados han ido incorporando modos de pago online o vía aplicativos lo cual traza un éxito en su camino a la transformación digital. Sin embargo, hay cinco recomendaciones a tener en cuenta:

Con el fin de maximizar la eficiencia y reducir costos y errores operativos, los colegios privados han ido incorporando modos de pago online o vía aplicativos. «Esto traza un éxito en su camino a la transformación digital», según SAS Perú .

En esa línea, precisan que los pagos en línea permiten recaudar el dinero de matrículas más rápido, reducir el trabajo y costo operativo asociado lo cual permite mejorar procesos internos y dar un servicio mas eficiente y transparente.

Sin embargo -advierte- también trae desafíos culturales y administrativos, requiere integrar sistemas legados con el mundo moderno de las aplicaciones móviles y mas importante generar confianza a los usuarios para que sea la plataforma de pago principal.

Marcelo Sukni, gerente general de SAS Perú , mencionó que los delincuentes utilizan diferentes técnicas para atacar a los usuarios en línea buscando obtener los datos de las personas, ya sea información personal, de sus tarjetas o usuario y contraseña. Con estos datos, el delincuente puede realizar transferencias a cuentas del mismo banco, transferencias a cuentas de otro banco, pagos a terceros (servicios públicos, celulares, etc.), compras o pagos por Internet a través de PSE o compras con tarjeta de crédito por Internet.

«Las dos estafas más comunes son: Phishing y robo de identidad. La primera se basa en usar mensajes con información maliciosa solicitando un pago, ofreciendo una promoción falsa o accediendo a un link de internet infectado con programas troyanos o virus (generalmente para robar o destruir información)», señaló a gestion.pe.

En tanto, la segunda es más común por el daño que puede hacerse en nombre de la víctima, el robo de identidad es un problema global, las victimas de robo de identidad pueden ser afectados muchos años después cuando son verificados por bases de datos internacionales o policiales, donde usan sus datos para acceder a cuentas personales, cometer delitos o revenderla al mejor postor en los rincones de internet.

En ese contexto, Sukni comenta que con la ayuda de la analítica las personas pueden hacer que las transacciones sean más seguras y así cuidar no solo sus finanzas, sino también sus datos personales.

“Los beneficios de la analítica también pasan por servicios como la geolocalización, pues de acuerdo a las mediciones que se han hecho enfocados en esto, los servicios de ubicación geográfica permiten a los bancos, por ejemplo, cruzar una transacción con una tarjeta con la ubicación actual del cliente y con ello saber si se trata de una transacción legítima o de un fraude”.

Por ello el ejecutivo dio cinco recomendaciones para que sus transacciones en línea sean más seguras:

– Realizar las transacciones desde una computadora segura, que tenga un programa de antivirus y parches de seguridad.

– Cuando ingreses a tu cuenta de banco vía online, digita la dirección tú mismo, no entres a través de enlaces o correos externos.

– Ignora los mensajes de texto que mencionen que ha ganado un premio y le pida datos personales.

– Active las notificaciones con tu banco para que cuando realices una transacción se te informe.

– No brinde sus datos personales o su información de tarjeta a terceros.

Fuente: gestion.pe

www.laney.com.pe

Los fraudes más comunes en el comercio electrónico

El Perú está en el sétimo lugar entre los países más afectados por el cibercrimen en América Latina, con pérdidas que alcanzarían los 4,782 millones de dólares para el cierre del 2017. Los defraudadores cambian sus estrategias conforme avanza la tecnología en el sector e-commerce, por ello, esté atento a su negocio y sepa cuales son los tipos de fraude que se presentan con mayor frecuencia:

Phishing: Suplantación de identidad. Se adquiere información confidencial de forma fraudulenta como una contraseña, información detallada sobre tarjetas de crédito u otra información bancaria.

Botnets: Son robots informáticos o virus que se ejecutan de manera autónoma para obtener datos. El estafador está en un país con compras vetadas en comercios electrónicos, por lo que utiliza una IP de otros países.

Re-shipping: Una persona compra en un comercio electrónico con una tarjeta robada y contactan a otras personas para recibir la mercancía a cambio de una comisión para evitar ser descubiertos.

Fraude de afiliación: Son campañas falsas de afiliación para obtener descuentos en comercios electrónicos y su intención es robar la información de los compradores interesados en esos supuestos descuentos.

Account takeover: Método de hackeo de cuentas de usuarios en tiendas de comercio electrónico. El estafador obtiene datos de un usuario tomando el control de sus cuentas y cambiando datos de estas para realizar el fraude.

Robo de identidad: Es cualquier clase de fraude que origine la pérdida de datos personales, como las contraseñas, nombres de compradores, información bancaria o números de tarjetas de crédito o débito.

Fraude-amigo: El comprador recibe una compra con total normalidad, pero a los pocos días la tienda recibe una devolución.  Se declara la compra como fraudulenta, aunque en realidad fue él mismo quien hizo la compra.

Fuente: elperuano.pe

www.laney.com.pe