5 retos que afrontan las empresas familiares

Según el docente del Programa Retos en la Empresa Familiar de la Universidad de Piura, César Cáceres, existen tres enfoques que se deben de tener en cuenta en las empresas familiares: la sucesión, la dirección y el espíritu emprendedor. Casi el 80% de empresas en el Perú son familiares, generando el 65% de empleo y el 40% de la producción interna del país. Sin embargo sólo el 30 % alcanzan a la segunda generación y sólo un 15% a la tercera, afirma el especialista.
 Una empresa familiar debe aprender la importancia de gestionar adecuadamente el negocio, además de llevar una adecuada sucesión y repartición de funciones, pues no solo tienen que lidiar con la competencia del mercado, también los conflictos internos pueden provocar el fracaso de una idea que al principio parecía exitosa. Siga estos consejos para evitar caer en una situación de conflicto.

1. Manejo de conflictos familiares causados por el negocio: Se debe buscar el balance entre la empresa y la familia. Y respetar los ámbitos. No vale la pena que los problemas del negocio afecten negativamente las relaciones entre familiares.
2. La sucesión a la segunda generación: Muchas veces los fundadores de los negocios se sienten cortos en pedir a sus hijos que se responsabilicen por el negocio familiar. Piensan que al pedirles esto, estarían recortando su libertad. Realmente es todo lo contrario: en la mayoría de los casos los hijos anhelan ser como sus padres y que mejor que heredando el negocio familiar.
3. Separar la caja de la familia de la caja de la empresa: Muchas veces los empresarios utilizan el dinero de la empresa para hacer frente a gastos  familiares. A la larga, esta mezcla en el manejo de las finanzas personales y empresariales, salen más caras. Se pierde precisión sobre la rentabilidad real del negocio.
4. Separar los ámbitos de la intervención de la familia en el negocio: Propiedad, gobierno y gestión. La sucesión se puede dar en cualquiera de estos 3 ámbitos. Separarlos ayuda a planificar la sucesión. Esto asegura los pasos futuros en el desarrollo de la empresa familiar.
5. La profesionalización: Evitar incorporar a familiares para la gestión: Solemos ver empresas familiares en las que trabajan muchos miembros de la familia y en muchos casos fueron contratados sin los debidos procesos objetivos de reclutamiento y selección. Si no dan la talla, es muy complicado desvincularlos. Pero, mantenerlos puede perjudicar el negocio. Ambas alternativas podría traer problemas familiares muy delicados.
Fuente: gestion.pe

www.laney.com.pe

Al día se crean 700 empresas en el Perú, ¿Cómo hacer la tuya una sobreviviente?

Según estudios del INEI y PH Software, en el Perú se crean 700 empresas al día, eso quiere decir que al mes son 21 mil. Lo que nos lleva que al año, hay exactamente 252 mil empresas creadas en nuestro país. ¿Qué hacer para que tu empresa sobreviva hoy en día? El secreto es la digitalización ¿Por qué?

Hugo Ferreira, Director de Negocios Internacionales de PHC Software señala: “Sí lo ponemos de esta manera, con tantas empresas en el mercado, lo primero que te preguntas es, ¿por qué el público escogería a mi empresa? La competencia es fuerte por lo que la digitalización es necesaria. Si es posible que una empresa viva sin digitalización pero una que lo esté, tendrá ventajas frente a su competencia”, destacó.

Y es que la digitalización para las empresas , según explicó Ferreira, más que importante es imprescindible.

“No solo basta tener una buena idea o plan de negocio, sino manejarlo bien. Para esto, están las herramientas de gestión, que ayudan a las empresas con los cuatro pilares de la gestión moderna: la de personas, de los procesos, de la experiencia del cliente y la de la toma de decisiones. Con esto se tendrá en claro más rentabilidad y capacidad para enfrentar a la competencia.”, anunció.

Precisó también que las 252 mil empresas que se crean al año, el 40% se logran digitalizar. Y esto nos muestra que hay un gran avance; sin embargo, es necesario aún trabajar más en esto ya que es el futuro.

“Muy aparte de que los beneficios son muchísimos en primer lugar, es la posibilidad de tener toda la información de mi empresa centralizada . Sus datos ya no son fácilmente vendibles, ya que se tiene control de accesos. Luego, la capacidad diferentes niveles de información y producirla para la toma de decisiones en el futuro. Entre otros.”, apuntó.

Finalmente invitó a los empresarios a seguir digitalizándose debido a que no perderían nada de hacerlo. Por el contrario, habría incontables beneficios.

“No veo ninguna pérdida, solo podemos tener ganancias de productividad, control. Hay claro una inversión pero esta es rápida y fácil de recuperar”, finalizó.

Fuente: gestion.pe

www.laney.com.pe